El fluir del agua clara.


A qué se refieren los dichos de la sabiduría oriental tales como: "Fluir como el agua y nunca oponerse" u otras en que se pone de manifiesto que las cualidades de flexibilidad y suavidad son superiores a las de rigidez y fuerza ( el junco frente al roble).
En el sentido más profundo se refiere a la idea del yo. Es fácil ver las cosas externas tal y como son, sin las interferencias de nuestros intereses o nuestras expectativas... sin las interferencias de nuestra experiencia.
Ejemplo: Si en tu boda llueve, no es malo ni bueno, simplemente llueve.
Pero más profundamente, cuando miramos el futuro, solemos hacerlo através del filtro de nuestro "yo", de nuestra personalidad y nuestro Ego.
Casi siempre hablo de la idea del "yo", por eso me gusta en general la filosofía oriental: Buda, El Tao, El Zen, Krishnamurti... o cualquier otro que hable con la verdad.
Lo más difícil, es ver nuestros pensamiento internos, nuestra idea del yo, como se ha creado y como nos modificamos a ellos, sin dejarnos ser lo que sentimos en ese momento, reprimiendo nuestro aprender continuo (si soy simpático, soy simpatico; si soy el responsable, pienso de manera responsable; si soy callado o hablador... etc). En el interior, profundamente están tales pensamientos, algunos creados desde la infancia, y tan acostumbrados a vivir con ellos que son difíciles de ver... son , sobre todo estas ideas sobre nosotros mismos, estos pensamientos, los que nos impiden fluir como el agua y hacernos rígidos como el roble.

"Las ideas actúan como un refugio, un escape; las ideas que se han convertido en creencias impiden naturalmente el vivir completo, la acción completa, el recto pensar. Sólo se puede pensar rectamente, vivir de manera inteligente y libre, cuando existe un conocimiento propio cada vez más amplio y profundo." Krishnamurti.

2 comentarios:

  1. Ya tienes a una seguidora más ;D

    Me ha encantado tu blog.

    Un saludo,

    Evolet

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...